Nostalgia

Esta máquina de coser con manivela era un tesoro que mi abuela cuidada y engrasaba, siempre a punto para coser. Fijaros en los detalles de los dibujos dorados  y lo bonita que es aunque hayan pasado los años. Tiene el metal  de la rueda desgastado del uso y creo que así debe quedar porque es una muestra de lo mucho que trabajó con ella cuando la ropa no se compraba, sino que se remendaba una y otra vez.
Me la regaló sabiendo que la iba a cuidar porque me encantaba coser y estaba enamorada de esta máquina.Cuando aprendí a manejarla pasamos juntas muchas risas porque era incapaz de dar a la manivela mientras cosía la tela.... o se te escapaba una mano o la otra, ja, ja, ja....  Hacer la canilla necesitaba un día entero de instrucciones y como se te atascara el hilo ¡¡¡pobre de ti!!!
Solo puedo mirar mi máquina con nostalgia  




Así que esta publicación se la dedico con todo mi corazón a mi abuela querida, amante de los colores vivos y de las flores, que no soportaba el color negro, para que donde quiera que estés veas a tus biznietas Alba y Paula con sus bonitas camisetas de verano luciéndose junto a nuestra entrañable máquina de coser. 


















































Podeis encontrar tela estampada de Gorjuss  Santoro con distintos tamaños en las mercerías especializadas para venta al público o en las tiendas oficiales Santoro.


3 comentarios:

  1. Tienes una superjoya, cuidala, es una maravilla, y las camisetas me gustan mucho, la blanca esta muy bien hecha, una publicacion muy bonita, un beso

    ResponderEliminar
  2. Yo también tengo esa maquina que me dejo mi abuela solo que es de pedal y es con la que coso, me encantan y me recuerda a ella que me hacia mucha ropa.La guardo como un tesoro.
    Tus camisetas son preciosas.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Me encanta la camiseta y de la máquina solo se puede decir que es única, porque es preciosa y por su valor sentimental

    ResponderEliminar

Deja aquí tu opinión y dime si te gusta lo que ves